Gimme Five – Comics de Iron Fist

Por Gonza Solanot - 15 marzo, 2017

Cinco historias para conocer un poco más la profundidad del artista marcial más famoso del Universo Marvel.

Su serie está a punto de estrenarse y no hay mejor momento que este para hablar sobre uno de los personajes menos conocidos y más interesantes de la Casa de las Ideas. Creado en los albores de los años setenta, con la cultura víctima de una interminable fiebre de películas de artes marciales y blaxplotation, Daniel Rand’Kai llegó a Marvel para quedarse y aquí se demuestra por qué este personaje aún tiene relevancia hoy en día.

5- Marvel Premiere #15-18

El debut del personaje fue comandado por Roy Thomas y Gil Kane, un dúo prodigioso para el comic de superhéroes clásicos. En tan solo cuatro números se mostraba el origen, historia, motivación del personaje y, por supuesto, muchas artes marciales. Es aquí donde los autores introducen el impresionante giro en la trama, el protagonista no era un héroe, Danny Rand sólo se convirtió en el Puño de Hierro para buscar venganza por su familia contra quien los traicionó, Harold Meachum. Una punta narrativa que empezó en los primeros números y tuvo su consecuencia en los dos siguientes. Luego de sortear incontables trampas, derrotar a hordas de asesinos, sobrevivir a una oleada de ninjas y acabar con más de un guardaespaldas con poderes, Iron Fist confronta por fin al asesino de su familia. Y lo que encuentra es que el destino ya había tomado venganza por él. Meachum se había convertido en un pobre desvalido obsesionado con su propia muerte ya que al enterarse que Danny vendría por él, se pasó el resto de sus días preparándose y gastando una fortuna para evitar que la venganza pueda tocarlo. Y así es como Daniel Rand se choca con la realidad de que el fin que siempre buscó fue en vano y acá es cuando la verdadera identidad del personaje sale a la luz. Iron Fist inició sus aventuras como un personaje egoísta.

4- Iron Fist Vol. 1

Antes de colaborar en el mítico revival de los X-Men en los setenta y llevarlos a una etapa de gloria con la saga de Dark Phoenix y Días del Futuro Pasado, Chris Claremont y John Byrne trabajaron en la primera serie regular de Puño de Hierro. La intención de los autores era afianzar a Danny como un héroe hecho y derecho en el universo marvelita, con su propia personalidad y universo de personajes secundarios. Muy de la talla de los autores, esta etapa del personaje tocó varías aristas sociales bien acordes a la época como enfrentar al héroe contra veteranos de Vietnam vueltos locos, reforzar a los personajes femeninos y dar origen a una de las primeras parejas interraciales de la historia del cómic a sólo un año de la legalización del matrimonio interracial en Estados Unidos. Una etapa bastante oscura pero que también tiene lugar para aventuras y trompadas contra otros héroes como Iron Man, Capitán América o los mismísimos X-Men.

3- Defenders

En esta serie el karateca millonario tiene un rol símil Tony Stark en el equipo, utiliza su fortuna, desarrollos tecnológicos y conexiones para bancar económicamente las aventuras metafísicas de uno de los rejuntes de personajes más extraños de la editorial. Muy distinto a los que se verán en Netflix, este equipo se embarcaba en aventuras imposibles para salvar a la Tierra de amenazas cósmicas, terrores apocalípticos y peligros arcanos. Una buena historieta que lamentablemente no contó de muchos números para estirar su premisa. Lo que sí sirvió fue mostrar al personaje en otro equipo que no involucra a su compañero de armas usual, Luke Cage, y que lo pone en situaciones bastante diferentes a las clásicas peleas callejeras o duelos de artes marciales.

2- Iron Fist: The Living Weapon

La semilla que plantó Roy Thomas da sus frutos en esta historia a cargo del canadiense Kaare Andrews. Acá ya es historia el Danny copado, jodón y carismático, por doce números se pone al personaje bajo un filtro Frankmilleriano donde todo es crudo, oscuro y violento. La premisa es volver a las bases, a esa idea original de que el personaje no era un héroe, que de hecho nunca lo fue y todo lo que hizo después fue para pagar la culpa de haber tomado el manto de Iron Fist en vano. Aunque difiera mucho de la actualidad del personaje en tono y personalidad, la historia funciona y se sostiene bastante, aún habiendo generado bastante polémica con los fans. Es intimista, violenta y juega muchísimo con el pasado, pero lo que logra es que sea una historia de Danny Rand, no de Iron Fist, acá la narrativa se achica hasta quedar al nivel de la persona en sí, no de su universo.

1- The Immortal Iron Fist

El hit que redefinió al personaje para el siglo XXI, a cargo de Ed Brubaker, Matt Fraction y David Ajá, después de este volúmen el universo de Iron Fist jamás volvería a ser el mismo. Lo primero que hicieron los autores es convertir a la figura del Puño de Hierro en un legacy hero, un héroe con un legado de más de dos mil años y nada más que 65 personas que han tomado el manto amarillo previas a Danny. La otra expansión fue en su contexto, ya que introdujo la idea de un torneo místico entre los campeones de las distintas ciudades celestiales escondidas con el premio de definir cuál de todas ellas podrá materializarse en la Tierra. Todo esto y muchísimos secretos más se desplegaron por 16 revistas, un especial protagonizado por los Confederados de la Curiosidad, personajes creados especialmente para la revista, y un anual, todo con un equipo artístico de calidad intachable. Aunque la serie siguió por algunos números más con tramas interesantes, el equipo creativo original estaba ausente y la verdad es que lo que continuó nunca pudo estar a la altura de lo que hicieron Brubaker, Fraction y Ajá.

Por Gonza Solanot

Y además!

Universo X-Men: habrá tres películas en 2018

New Mutants, Deadpool 2 y X-Men: Dark Phoenix ya tienen fecha oficial de estreno.